Ramón Acín trabajando sobre una funcional mesa de dibujo diseñada por él mismo.